Reseña de Quadropolis

pic2840020_t

 

Autor: François Gandon. Ilustradora: Sabrina Miramon. Editorial: Days of Wonder. Año: 2016. Edad: 8+. Duración: 30-60. Jugadores: 2-4.

 

Tema

Quadropolis es un City Building. Cada jugador construye una ciudad en competencia con sus vecinos por los edificios públicos, tiendas, fábricas, habitantes…

Materiales

pic2884749_tComo Days of Wonder nos tiene acostumbrados la producción del juego es de alta calidad. Los troqueles de los edificios son de un grosor por encima de lo común en los juegos de mesa y el arte es sencillo pero muy cuidado. Además del troquel tenemos un inserto para que coloques cada loseta en su lugar, así como meeples y hexágonos transparentes.

La única pega que le pongo son los tableros individuales de cartulina. Llama la atención en esta editorial, más si tenemos en cuenta el resto de componentes y sobre todo porque el precio oficial son 44,95 euros. Tristemente nos estamos acostumbrando a que nos cobren estas cantidades por un eurogame, que le vamos a hacer.

Mecánicas

Vamos a hablar aquí del modo de juego familiar, ya que estamos en Zathura no puede ser de otro modo. En esta versión el juego consta de cuatro rondas con cuatro turnos cada una. En cada ronda debemos realizar cuatro acciones.

1.- Seleccionar un edificio. Contamos con cuatro ingenieros de nuestro color numerados del uno al cuatro. Utilizaremos estos ingenieros para seleccionar cuatro edificios del stock central. Para ello, en cada turno, colocaremos uno de nuestros ingenieros en el lateral del tablero principal apuntando hacia las losetas. Si hemos colocado un uno cogeremos la primera loseta a la que apunte, si hemos colocado un dos la segunda y así sucesivamente.

2.- Colocar al urbanista. En el hueco dejado por el edificio posicionaremos al urbanista. No se podrá colocar ningún ingeniero apuntando hacia el urbanista.

3.- Ubicar el edificio en nuestro tablero. Una vez seleccionado nuestro edificio lo situaremos en nuestro tablero de cartulina. Lo podremos situar en la fila o en la columna que corresponda al número del ingeniero con el que lo cogimos del tablero principal.

4.- Cobrar recursos. En cuarto lugar tomaremos los materiales que nos proporciona el edificio y los añadiremos a nuestro stock.

El juego termina al final de la cuarta ronda y comenzamos a contar los puntos que nos proporciona cada edificio. Aquí está parte de la gracia de la partida, cada edificio nos proporciona puntos en función de unos criterios diferentes. Los bloques de apartamentos nos proporcionan puntos según su altura, los parques según las viviendas que tengan adyacentes, las tiendas por sus clientes…

Eso si, para darnos puntos cada edificio nos pide que tengamos depositados encima unos recursos, bien sean materiales o habitantes. Todos los edificios que no tengan su activación correspondiente se retiran antes de empezar con la puntuación.

Opinión

Tenía mis dudas con varios puntos. En primer lugar Quadropolis es un juego netamente estratégico y a los chavales les suele ir más los juegos tácticos. Planificarlo todo para una puntuación final no les suele motivar tanto como el premio inmediato a cada acción. Sin embargo el juego mitiga esto gracias a la sensación de ir creando la ciudad o de ver como los edificios van casando unos con otros.

pic2937169_tEn segundo lugar me daba miedo que fuera un juego demasiado propenso al análisis parálisis. No es el caso, una vez tomado el primer edificio ya tienes claro cual es el siguiente que necesitas para combinarlo y esta sensación te sigue durante toda la partida. Los combos están tan claros que el juego te va guiando.

Mi tercera duda tenía que ver con la complejidad de la puntuación final. Tanto edificio que puntúa cada uno de una manera podía resultar farragoso. Esto sí que hay que decir que al principio les cuesta, pero si les aconsejas que las primeras partidas se concentren  en combinar dos o tres tipos de edificio el juego suele funcionar.

En definitiva, Quadropolis es un city building para dummies ideal para introducir a nuestros cachorros en los juegos de construcción de ciudades. Si queremos jugar con nuestros hijos algún día al Ginkgopolis o al Suburbia pasar por Quadropolis nos servirá de ayuda.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s